Los 5 principios del Reiki.

Los 5 principios del Reiki.

Sólo por HOY:

No te enfades

No te preocupes

Sé agradecido

Trabaja honradamente

Sé amable

 

Vamos a analizarlos con detenimiento. El encabezamiento de cada frase ya nos da una pista de la filosofía que nos comunica Usui y el Reiki. “Sólo por hoy” de alguna manera nos transmite por un lado la importancia del presente y por otro la idea de no ponernos grandes metas que muchas ocasiones acaban provocando el abandono, con la consecuente decepción ante la no consecución de objetivos demasiado ambiciosos.

 

Sólo por hoy no te enfades. La cólera es una emoción totalmente estéril. El enfado es la consecuencia directa de nuestras propias frustraciones. Solemos enojarnos con las personas de nuestro entorno porque no cumplen nuestros objetivos y reaccionamos agresivamente. Reflexionemos… ellos también tienen sus limitaciones y sus propios procesos. Ante situaciones que puedan provocar nuestra ira ¡seamos generosos! Imagina la reacción de tu entorno ante tu expresión sosegada y sonriente. Desarmando al provocador de nuestra emoción negativa reconducimos la situación pacíficamente. Y de paso nos evitamos las terribles consecuencias a corto y largo plazo, en forma de dolencias físicas. Poniendo amor y tranquilidad generamos armonía.

 

Sólo por hoy no te preocupes. Ocuparse sí, preocuparse no. Y ocuparse de las cosas que realmente importan. Demasiadas veces gastamos nuestra energía en cosas que no han sucedido y tal vez ni siquiera vayan a suceder jamás. Céntrate en lo que está pasando ahora y traslada esa energía de tu pensamiento a la acción. Vive en el Ahora. Sé consciente de que sólo tú puedes modificar la sensación de lo que sucede. Piensa que todo pasa por algo, así que aún lo más raro acontece por algún motivo. No hace falta que lo entiendas, ni que lo comprendas. Y por supuesto no hace falta que lo controles todo. Muchas de nuestras preocupaciones son causadas por el futuro o vienen del pasado, dos espacios totalmente fuera de nuestro alcance. Aprovecha las lecciones del pasado para construir un ahora mejor, así el futuro vendrá plácidamente cargado de felicidad.

 

Dijo John Lennon: “La vida es aquello que pasa mientras estás ocupado haciendo otros planes”.

Sólo por hoy sé agradecido. Con los demás y contigo mismo. Y ¡demuéstralo! Por ejemplo sonriendo. Sal a la calle sonriendo, verás cómo te devuelven sonrisas. De buena mañana da gracias por el nuevo día. Albergar un sentimiento de gratitud es el camino hacia la abundancia. Todos somos iguales, la competencia crea recelos y muchas veces se produce ante una idea de escasez inexistente. El Planeta, la vida, es abundancia, nada nos ha de faltar, sólo hay un mal reparto de recursos. Este punto es de una gran importancia… en la medida que demuestres tu agradecimiento todo será abundante en tu vida y en tu entorno.

 

Sólo por hoy trabaja honradamente. La honradez tiene que llegar a surgir de ti espontáneamente, porque sobre todo hay que ser honrado con uno mismo. De la misma manera que nuestro entorno ha de valorar nuestro trabajo, debemos brindar lo mejor de nosotros mismos siempre, en materia profesional como en cualquier otro aspecto. Es muy fácil caer en la tentación de “hacer lo mismo que los demás”. Tú no conoces las circunstancias del otro, por tanto no juzgues por comodidad. Entrégate en todo lo que hagas con cuerpo y alma. Sin demasiadas expectativas que sólo acaban decepcionando.

 

Sólo por hoy sé amable. Esto queda definido en una sola palabra: AMOR. Como decíamos antes, todo pasa por algo, así que agradece lo que te llega. Primeramente ¡quiérete mucho! Mira a tu alrededor, todo es un derroche de belleza y está a tu disposición. Sé amable también con los demás, lo que siembres recogerás. Como te sientas te sentirán y lo que salga de ti, volverá. Acéptate y acepta a los demás, con nuestras propias peculiaridades. El perdón es una de las mejores herramientas que tenemos, hacia los demás y hacia uno mismo. Según actúes tu entorno quedará repercutido, si emanas alegría y positivismo estás contribuyendo a que todo a tu alrededor evolucione con alegría y en positivo. Y cuando digo TODO quiero decir también el Planeta, ya que somos energía vibrando diferente: personas, animales, plantas, minerales… Respeto, Aceptación, Perdón y Amor.

Sergi Jorquera

www.reikisitges.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *